Ardor de estómago

    El ardor de estómago es una sensación dolorosa que se percibe en la parte superior del abdomen y que en ocasiones irradia en dirección al pecho y la garganta. Tal sensación puede ser localizada y penetrante o difusa.

    Se hace referencia a él con distintas denominaciones, tales como acidez, acedía o pirosis. Es de intensidad variable y a menudo va acompañado de eructos y regurgitación de contenido ácido o de alimentos a la boca. Es frecuente en mujeres embarazadas y en personas obesas. También es más habitual en varones que en mujeres y su incidencia suele aumentar con la edad.

    Se relaciona con factores como las comidas copiosas, con alto contenido en grasa o muy condimentadas, y el consumo de tabaco, bebidas alcohólicas y estimulantes, como el café.

    En un alto porcentaje de los casos el ardor de estómago se vincula a enfermedades por reflujo gastroesofágico, es decir, en las que el alimento no pasa del estómago al duodeno, la primera porción del intestino, sino que retrocede al esófago, donde los jugos gástricos irritan la mucosa esofágica, generando sensación de quemazón y acidez.

    Entre los fármacos empleados para el tratamiento del ardor de estómago se cuentan diversos medicamentos destinados a reducir la secreción ácida del estómago, como el bicarbonato sódico, el hidróxido de aluminio, la ranitidina o el omeprazol.