Calidad estadística

La magnitud conocida como calidad estadística estudia los errores que se pueden cometer en el proceso de elaboración de un estudio estadístico. En general, dichos errores son de los siguientes tipos:

  1. En la captación de datos. Invalidan científicamente las conclusiones a las que llegue el estudio estadístico. A veces, se deben a incompetencia de las personas encargadas de recoger los datos; en otras ocasiones, como cuando, por ejemplo, se hace una encuesta, se propone a los encuestados cuestionarios incorrectos por estar plagados de imprecisiones o de malos planteamientos. Mención especial merece el caso de errores intencionados, buscando algún beneficio.

  2. De interpretación. Suelen proceder de errores de cálculo. En otras ocasiones se trata de equivocaciones cometidas por no usar una metodología adecuada, como puede ser una periodificación inexacta, un mal empleo de series cronológicas adjudicando variaciones que no se efectúan en intervalos temporales regulares, etcétera.

  3. De muestreo. Tienen su causa en el diseño de la muestra, bien porque no se haya determinado con la extensión adecuada o por no guardar homogeneidad con la población que representa. Por ello, en este punto es imprescindible hacer un uso exhaustivo de la llamada teoría de muestras que, convenientemente empleada, elimina o minimiza este problema.